Google+ Followers

Google+ Followers

Google+ Followers

martes, 31 de diciembre de 2013

Felix Anno Domine 2014

Christo adveniat Regnum Tuum Adveniat per Mariam

Lugar y dia donde se reza actaulmente la Misa Tridentina en mar del Plata.

Iglesia Castrense Stella Maris, dependiente del Vicariato castrense. Base Naval mar del Plata. Todos los Domingos y Solemnidades.
Ver horarios de la Misa en el siguiente Blogs.
http://misatridentinaenmardelplata.blogspot.com.ar/ o escribir a santamisaenlatin@yahoo.com.ar
Queridos amigos y familiares, les deseo un muy feliz y prospero año del Señor 2014
Que Cristo Reine en sus familias, en sus trabajos, en nuestra Patria y en el mundo, sigamos nuestra lucha por la restauración del Rito Tridentino. No importa donde o quien rece la Misa de Siempre es nuestro deber como buenos catolicos asistir al Santo Sacrificio de la Misa, por mayor Gloria de Dios, por el perdon de nuestros pecados que son muchos y en sufragio por las almas de la Iglesia Purgante. Seamos Iglesia militante combatiendo bajo el signo de la Santa Cruz a los enemigos de nuestra Santa madre Iglesia, que desean destruirla, destruir la familia y los valores cristianos.  Recemos mucho por la conversion de aquellos que aun siendo catolicos religiosos o seglares, ya no tienen fe, por los que se alejan de la Iglesia, por los que ya no creen y por la conversion de los pecadores, los incrédulos, los herejes, cismáticos e infieles. recemos por la Iglesia Purgante y encomendémonos a la Iglesia Triunfante, pidiendo siempre por el Reinado Social de Nuestro Señor Jesucristo, en La Iglesia, en el Mundo y en nuestra Patria. Jose Luis Ventrice.

jueves, 22 de agosto de 2013

Inmaculado Corazón de Maria



¡Oh Corazón de María, Madre de Dios y Madre nuestra;

Corazón amabilísimo, objeto de las complacencias de la adorable Trinidad y digno de toda la veneración y ternura de los Angeles y de los hombres;

Corazón el más semejante al de Jesús, del cual sois la más perfecta imagen; 

Corazón lleno de bondad y que tanto os compadecéis de nuestras miserias, dignaos derretir el hielo de nuestros corazones, y haced que vuelvan a conformarse con el Corazón del Divino Salvador.

Infundid en ellas el amor de vuestras virtudes; inflamadlos con aquel dichoso fuego en que Vos estáis ardiendo sin cesar.

Encerrad en vuestro seno la santa Iglesia; custodiadla, sed siempre su dulce asilo y su inexpugnable torre contra toda incursión de sus enemigos.

Sed nuestro camino para dirigirnos a Jesús, y el conducto por el cual recibamos todas las gracias necesarias para nuestra salvación. Sed nuestro socorro en las necesidades, nuestra fortaleza en las tentaciones, nuestro refugio en las persecuciones, nuestra ayuda en todos los peligros; pero especialmente en los últimos combates de nuestra vida, a la hora de la muerte, cuando todo el infierno se desencadenará contra nosotros para arrebatar nuestras almas, en aquel formidable momento, en aquel punto terrible del cual depende nuestra eternidad.

¡Ah! Virgen piadosísima, hacednos sentir entonces la dulzura de vuestro maternal Corazón, y la fuerza de vuestro poder para con el de Jesús, abriéndonos en la misma fuente de la misericordia un refugio seguro, en donde podamos reunirnos para bendecirle con Vos en el paraíso por todos los siglos. Amén.

Jaculatoria:
Sea por siempre y en todas partes conocido, alabado, bendecido, amado, servido y glorificado el divinísimo Corazón de Jesús y el Inmaculado Corazón de María. Así sea.

domingo, 4 de agosto de 2013

5 de Agosto Nuestra Señora de las Nieves.

Mañana 5 de Agosto se conmemora se celebra la primera gran aparición de la Virgen Maria en Roma, el primer gran Santuario dedicado a Maria. Santa Maria la Maggiore Basílica Romana. Uno de cuyos títulos es Virgen de las Nieves, y ahora relatare nuevamente su historia, como lo hago todos los años.



Nuestra Señora se apareció a un matrimonio en Roma y al Santo Padre.
Según una tradición, en el siglo IV vivía en Roma una piadosa pareja. Él se llamaba Juan Patricio mientras que el  nombre de su esposa se desconoce. Habían sido bendecidos con abundancia de bienes y también de fe. Sin embargo, su gran dolor era no tener hijos con los que pudieran compartir sus dones. Durante años habían rezado por un hijo y heredero. En esta situación pasaron muchos años sin ningún resultado. Por fin decidieron nombrar como heredera a la Santísima Virgen y le rezaron con devoción para que los guiara en la asignación de la herencia.
Nuestra Señora les agradeció sobremanera y la noche del 4 de agosto, se le apareció a Juan Patricio y a su esposa, diciéndoles que deseaba que construyeran una basílica en el Monte Esquilino (una de las siete colinas de Roma), en el punto preciso que ella señalaría con una nevada. También se le apareció al Papa Liberio con el mismo mensaje. En la mañana siguiente, el 5 de agosto, mientras brillaba el sol en pleno verano, la ciudad quedó sorprendida al ver un terreno nevado en el Monte Esquilino.(1) La pareja, feliz, se apresuró al lugar y el Papa Liberio marchó hacia el mismo en solemne procesión. La nieve cubrió exactamente el espacio que debía ser utilizado para la basílica y desapareció una vez señalado el lugar. Pronto se construyó la Basílica de Santa María la Mayor.
(1) De ahi deviene el nombre de Santa Maria de las Nieves, que bajo el Pontificado del Venerable Pio XII, fue consagrada una Fiesta especial con el nombre de Santa Maria Reina, como se explica mas adelante.
Grandes devotos de la Santísima Virgen
El Papa Liberio buscaba una imagen de la Santísima Virgen que fuera digna de esta espléndida Basílica de Sta. María la Mayor. El mismo donó la famosísima Madonna, Nuestra Señora y el Niño, la cual, según una tradición había sido pintada por San Lucas sobre una gruesa tabla de cedro de casi cinco pies de alta y tres y un cuarto de ancha, y llevada a Roma por Santa Helena. Esta obra es venerada en el oratorio pontificio.
A lo largo de los años, el pueblo de Roma ha sido muy devoto de la Madonna. Cada vez que Roma se encontraba en peligro de calamidades o de pestilencia, corría en bandadas al santuario de Nuestra Señora para pedirle auxilio. La imagen era llevada en procesión solemne, con gran devoción. La Virgen Santísima les demostró ser una poderosa protectora con grandes milagros.
Durante el pontificado de San. Gregorio el Grande, una peste terrible arrasó con la ciudad de Roma. El Pontífice ordenó que se hiciera una procesión penitencial desde Santa María la Magiore, en la cual el mismo llevaba una estatua de la Virgen. Durante la procesión 80 personas murieron, pero el pontífice continuaba sus oraciones. Cuando llegaron al puente que cruza el río Tiber, oyeron cantos de ángeles en el cielo. De pronto sobre el castillo (que hoy se llama "de San Angelo"), se apareció el arcángel San Miguel. En su mano derecha llevaba una espada que metió en su vaina. En ese mismo momento ceso la peste.
En la actualidad, esta advocación se le llama Nuestra Señora, Protectora de Roma o Auxilio del Pueblo Romano. El Señor también ha obrado milagros --por medio de la Stma. Virgen-- a través de numerosas réplicas, particularmente sobre una que pertenecía a los Padres Jesuitas.
Los Papas siempre han sentido una tierna devoción por esta imagen de la Virgen María. Algunos han pasado incluso noches enteras en oración ante él. Benedicto XIV hizo el compromiso de hacerse presente para el canto de las letanías de Sta. María la Mayor todos los sábados. El Papa Pablo V, la noche en que iba a morir, manifestó el deseo de que lo llevaran a la capilla de Nuestra Señora para así poder morir a sus pies.
El 1º de noviembre, de 1954, al final del Año Mariano, el Santo Padre Pío XII colocó una corona enjoyada sobre la pintura de Nuestra Señora, Protectora de Roma. En ese momento, se levantó un fuerte llanto de entre la gran multitud congregada en Sta. María la Mayor: "¡Viva la Reina!". El Papa nombró a la Virgen Reina de cielos y tierra y decretó que se celebrara una fiesta especial para honrarla bajo ese título.
No era éste un nuevo privilegio para la Madre de Dios. Ella siempre ha sido considerada nuestra Reina, como lo testifica el arte Mariano desde los primeros siglos y las oraciones, especialmente la Letanía de Loreto. Sin embargo, no había hasta entonces fiesta en particular que lo conmemorara. En la actualidad esta fiesta se celebra el 22 de agosto.

La fiesta de Nuestra Señora de las Nieves, 5 de agosto, se celebraba, en principio, solamente en la basílica, se extendió en el siglo XIV a toda Roma y, finalmente, San Pío V la declaró fiesta de la Iglesia universal en el siglo XVII.

Fiestas Patronales de Santa Maria Madonna della Neve Zaccanapoli Calabria Italia. De esta pequeña aldea de montaña proviene mi familia, que habito en ella durante siglos, hasta que se produjo la II Guerra Mundial, luego de la guerra muchos zaccanapolitanos, decidieron abandonar sus tierras ancestrales y venir a América, mi abuelo eligió como destino la ciudad de Buenos Aires.
Ahí se asentaron mis abuelos y mi padre que a los 9 años vino a estas tierras junto a su madre mi abuela Carmela. Bien, ahí mucho copaisanos en la Iglesia de la Virgen de los Dolores frente al parque Centenario,  hicieron un Altar dedicado a la Madonna della Neve. Y desde entonces ahi se la venera en Buenos Aires, también otro publicito vecino a Zacanopoli, Zungri creo la Iglesia de la Virgen de las Nieves en Liniers.
También la Virgen de las Nieves es Patrona de Huesca España, ciudad natal de mi abuelo Materno Gabriel Felices Solanilla.
La Virgen de las Nieves también es Co patrona de Buenos Aires, con San Martín de Tours.

Pese a que la Republica Argentina no tiene un patrono en particular varias de sus provincias si lo tienen. La Virgen Nuestra Señora de las Nieves es la patrona (femenino) de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, siendo su patrono (masculino) San Martín de Tours. Las noticias más antiguas de su patronazgo se remontan a 1611, en que en Actas del Cabildo se establece que se celebre su fiesta. Las mismas Actas confirman que bajo esta advocación, María era protectora de Buenos Aires desde su fundación. Desde por lo menos 1672, la imagen se veneraba en la primitiva iglesia de los jesuitas.
Las Actas del Cabildo de Buenos Aires hacen numerosas veces referencias al patronazgo de Nuestra Señora de las Nieves.
En el Acta del 11 de Octubre de 1688 se afirma, por ejemplo: … nuestra Señora de las Nieves, patrona de esta Ciudad y puerto desde su fundación, que esta colocada con toda decencia en el colegio de la Compañía de JHS de esta çiudad … (Acuerdos del Extinguido Cabildo de Buenos Aires, serie I, tomo XVII, libros XI y XII, años1687 a 1691, p. 211, Buenos Aires,1924).
No era sin embargo una devoción nueva para esos años ya que en el Acta del 27 de julio de 1611 el Cabildo acordó que: ....el día de nuestra Señora de las Nieves, que es a cinco de agosto; a voto desta ciudad, se haga la festividad acostumbrada … (id. Serie I, tomo II, libros I y II, p 390-391, Buenos Aires, 1907).
El 9 de febrero de 1692, el Cabildo acordaba ..."por cuanto desde la fundación de esta ciudad, se formó y puso como lo ha estado hasta el tiempo presente, un cuadro de lienzo en el que están dibujados los patronos de Buenos Aires, que son la Virgen Santísima María Nuestra Señora de las Nieves y San Martín, y que dicho lienzo respecto a su antigüedad, se halla casi sin efigies, es necesario se haga y forme otro nuevo".
Después de la expulsión de los jesuitas, Nuestra Señora de las Nieves continuó siendo objeto de veneración en el mismo templo, pues en 1772 se llevó en procesión desde el Colegio del Rey hasta la Catedral, nuevamente. (Acuerdos del Extinguido Cabildo de Buenos Aires, serie III, tomo IV, libros XXXV y XXXVI, p 450, Buenos Aires, 1928).
La devoción a esta imagen continuó mantenida por una hermandad de españoles, que, según testimonia el P. Lozano s.j., existía desde principios del s. XVIII.
Esta cofradía, según los documentos, se reunía los sábados por la noche, con exposición del Santísimo Sacramento, oración y lectura espiritual y duró hasta, por lo menos 1791.
Durante estos últimos años se ha celebrado en la Parroquia San Ignacio la Fiesta de Nuestra Señora de las Nieves el 5 de Agosto con especial solemnidad, en la intención de recordar a los porteños tan antigua devoción.
Recordemos también que Nuestra Señora de las Nieves se encuentra representada en el antiguo escudo de la Ciudad que se conserva en la Sala Capitular del actual Museo Histórico del Cabildo.
En la parte posterior de la Casa de Gobierno de la Republica Argentina (Casa Rosada) se encuentra una plaza que lleva su nombre.
Nuestra Señora de las Nieves también es Patrona de San Carlos de Bariloche y se le tiene gran devoción en Mendoza y es patrona de las actividades de montaña.

Iglesia de la SS Madonna dela Neve Zaccanapoli Calabria Italia.

PREGHIERA ALLA MADONNA DELLA NEVE

L. Ti salutiamo Madonna della Neve. Tu sei Nostra Madre e Regina – ti ringraziamo
per tutte le grazie ricevute da Te, che hanno sperimentato tantissimi uomini
provenienti da vicino e da lontano qui in Argentina. Da Te possiamo venire con tutte le
nostre esperienze - come un bambino dalla sua mamma.

T. Tu sempre gioisci con noi se abbiamo qualcosa di bello da raccontarti. Tu condividi
anche le nostre sofferenze se piangiamo. Aiutaci a vedere tutti gli avvenimenti più
profondamente e a rispondere nella luce della fede. Come allora durante le nozze di
Kana, anche oggi vai da Gesù con tutti i nostri problemi. Come hai chiesto ai servi di
fare tutto quello che Gesù gli chiederà, così aiutaci ad accettare nella fede la Volontà di
Dio, anche se non sempre la capiamo subito.

L. Confidando nel Tuo aiuto, Madre della Miserircodia, siamo anche oggi di nuovo nel
Tuo santuario. Vogliamo affidarti tutto quello che abbiamo nel cuore: le nostre
preoccupazioni per la salute del corpo, dell´anima e dello spirito, per le nostre
famiglie, le parrocchie, le nostre città, per la vita pubblica, per la giustizia e la pace in
tutto il mondo.

T. Insieme con Te vogliamo guardare al Padre nel Cielo e non dimenticare che la
nostra vita sulla terra non è tutto, ma soltanto una preparazione all´eternità. In questo
modo le nostre grandi difficoltà si fanno più leggere e le piccole cose quotidiane
ricevono valore e importanza. Aiutaci a non dimenticare mai che siamo creati e
chiamati per l´eternità, per lei dovremmo raccogliere tesori che hanno un valore
infinito.

L. La Nostra Signora della Neve Tu sei, dal primo momento della Tua esistenza la
Purissima, l`Immacolata. Grazie al Sangue di Cristo, che ha avuto inizio sotto il Tuo
cuore, sei stata e rimasta sempre libera dal peccato originale e personale. Puoi aiutare
anche noi a purificare la nostra coscienza attraverso „l´Amore versato sulla Croce“.
Nella nostra relazione con Dio, gli uomini e noi stessi vogliamo diventare pienamente
puri – così bianchi come la neve, come Te.

T. Maria, Tu sei la nostra Speranza, da Te portiamo tutte le nostre preoccupazioni.
Aiutaci a fare quello che è possibile e nello stesso tempo ad aver fiducia nell´aiuto di
Dio, se qualcosa diventerà troppo pesante per noi. Rendici grati anche per quegli aiuti
e avvenimenti che non capiamo, quando Dio vuole aiutarci in modo diverso da quello
che abbiamo chiesto. Perchè Dio sa sempre meglio, che cosa è veramente bene per noi.
Insieme con Te, Maria, vogliamo in ogni situazione di vita ringraziare e lodare Dio.

L. Sposa dello Spirito Santo, aiutaci a salvare e sviluppare la grazia del Battesimo e
della Cresima. Preparaci sempre e di nuovo a ricevere degnamente i Sacramenti dell
´Eucaristia e della Penitenza e Riconciliazione. Vogliamo vivere e pregare come Te
attraverso la Parola di Dio. Sii sempre vicino a noi, affinchè possiamo percepire l`opera
dello Spirito Santo e collaborare con Lui.

T. Amen.

Inno a Maria SS Madonna della Neve

1. Di Morroni, o dolce protettrice,
della Neve santissima Maria;
Tu ci guidi con man consolatrice
e ci guardi con occhio celestial.
Rit. Oggi e sempre,
Madonna della Neve,
Prega per noi
che ricorriamo a Te.
2. Col Bambino che stringi al tuo petto,
Tu ci mostri che Madre sei di Dio;
ma nel tenero immenso tuo affetto
non ti scordi di noi peccator.
Rit. Oggi e sempre,
Madonna della Neve,
prega per noi
che ricorriamo a Te.
3. Intessuta d'argento ed oro fino,
sul tuo capo risplende una corona;
o Regina, col Figlio tuo divino,
Tu ci attiri in cielo fin lassù.
Rit. Oggi e sempre,
Madonna della Neve,
prega per noi
che ricorriamo a Te.  

Imagen de la Virgen de las Nieves Sevilla España o Virgen Blanca.

Oración en castellano a la Virgen de las Nieves.
Española

Oh Virgen de las Nieves, oh Madre mía, Vos que sois el dulce amparo de los pecadores y el vivo consuelo de los afligidos, dirigid hacia este humilde pecador una sola mirada de compasión, porque mi alma, Madre mía, seducida por sus enemigos y encenagada en las pasiones, ha quebrantado mil veces la Santa Ley de mi Dios. Por tanta horrible culpa, siento en mi pecho, oh Virgen Santa, la angustia del pecado; pero confiando, Madre amorosa, en vuestra inagotable misericordia, acudo a Vos con el corazón contrito y humillado y con lágrimas de dolor y arrepentimiento, esperando me alcancéis, por los méritos de vuestro Santísimo Hijo, las disposiciones necesarias para que, aborreciendo el pecado, pueda practicar todas las virtudes, que son las que me han de proporcionar la paz en esta vida y la eterna felicidad en la otra. Amen


Imagen de la Virgen de las Nieves en la Catedral de Buenos Aires.

Oración a la Virgen de las Nieves Patrona de Bariloche Argentina.

Virgen purísima de Las Nieves que apareciste al Mundo por la visión del piadoso y caritativo Juan, varón romano y su esposa, y también por la intervención de San Liberio Papa, al erigirte un templo en el cuadro marcado por blanca y pura nieve en el Monte Esquilino, te pedimos........! Madre de las Nieves, que como Patrona protejas a tus hijos amantes de las actividades de montaña, y que desde la cima del Aconcagua hasta la extensión del llano, y que desde el norte de Los Andes hasta el sur de nuestra Patria, se oiga esta plegaria: Salve Santa Madre de Dios, protege a los montañeros y que las benéficas nieves enriquezcan nuestros campos. Que tu protección nos guíe, y perdones nuestras culpas. Amén


Pido a la Santísima Virgen de las Nieves las siguientes intenciones, por la Santa Madre Iglesia, por el Papa para que sea iluminado por el Espíritu Santo y sepa instaurar todas las cosas en Cristo, por mi familia, por mis amigos y sus familias, que la Virgen los ampare y proteja bajo su manto y les de  compañía en la soledad, fortaleza y templanza ante los males que nos acechan, fe y caridad para vivir y morir como buenos católicos y consuelo en la ora del dolor.  Amadisima Madre mía, te pido también por los difuntos de mi flia, en especial mis abuelos Carmela, Giusseppe, por mi padre Giusseppe, por todos los difuntos de las familia Ventrice, Grillo, Mamone y Mazzeo, por los habitantes de Zaccanapoli y por todos los italianos y descendientes que hemos dejado nuestra antigua Patria para huir de la guerra, las miserias y formar en nuevas tierras, un nuevo porvenir, nunca olvidar nuestra terruño de origen, por el alma de mis abuelos maternos Dorila y Gabriel, de mis tíos Ludovico, Jorge, Delia, Hortensia, por todos mis conocidos, amigos y compañeros que ya no estna en este mundo, por las animas del purgatorio, en especial te pido por todos los enfermos de cáncer  por los que están en agonía para que no mueran sin el consuelo del Santo Viatico, en especial te pido por la salud de Gonzalito, protegelo bajo tu manto y por todos los que se encomiendan a mis humildes oraciones. Maria tenlos presente, por ultimo querida y amadisima Madre Mia, te pido por la tradicion católica  por todos los sacerdotes, religiosos y religiosas que se juegan día a día y son hasta perseguidos por querer conservar los tesoros de la Iglesia que nos han sido legados, conmueve el corazón del Papa y de los príncipes de la Iglesia para que permitan que florezca nuevamente la Santa Misa Gregoriana, la Misa de Siempre . Que la Santísima Trinidad Reina del Cielo escuche las plegarias de todos tus hijos fieles, desde el mas alto prelado hasta el ultimo de los seglares, que aman con devoción a su Santa Madre la Iglesia, que es una Santa, Católica, Apostólica y Romana.
Así sea.
Gott mit uns!

jueves, 9 de mayo de 2013

Oración en reparación y desagravio a Jesús Sacramentado.




Oración en reparación y desagravio a
Jesús Sacramentado.
Perdona, Señor, todas las profanaciones al Santísimo
Sacramento del Altar.
Perdona, Señor, todos los sacrilegios eucarísticos.
Perdona, Señor, todas las Santas Comuniones
indignamente recibidas.
Perdona, Señor, todas las irreverencias en la Iglesia.
Perdona, Señor, todas las profanaciones, desprecios
y abandono de los Sagrarios.
Perdona, Señor, todos los que han abandonado
la Iglesia.
Perdona, Señor, todas las faltas de veneración
a los objetos sagrados.
Perdona, Señor, todos los insultos a tu Santo Nombre.
Perdona, Señor, todas las irreverencias y calumnias
contra el Santo Padre.
Perdona, Señor, toda la frialdad e indiferencia contra
tu amor redentor.
Perdona, Señor, todos los que pasaron a las
filas de tus enemigos.
Señor Jesucristo, Hijo de Dios Vivo,
que estás realmente presente;
en el Santísimo Sacramento del Altar
con todo tu Cuerpo, tu Sangre, tu Alma y tu Divinidad,
haz que el culto católico sea restablecido
en todo su esplendor y sacralidad,
allí donde se encuentre devastado por la infidelidad de
los hombres, para mayor gloria tuya, de tu Iglesia

domingo, 28 de abril de 2013

Oracion a San Miguel Arcanguel importante rezarla siempre al concluir la Santa Misa



Noticia de hace unos años no por ello deja de tener vigencia, con el actual Papa creo que necesitamos rezarla mas que nunca, que san Miguel lo ilumine para guiar los destinos de la Iglesia hacia su restauración. JL Ventrice.
Antes se recitaba al término de las misas y se quitó en la década de 1960. Hoy debe ser considerado como un error. Se ha dejado a la Iglesia sin una protección vital. Algún día, es posible que se vea como el gran humo se eleva desde el santuario.
La oración de León XIII a San Miguel Arcángel la pusimos desde el inicio de los Foros en la página principal para invocar su protección en esta batalla:
“San Miguel Arcángel, defiéndenos en la batalla. Se nuestro amparo contra la perversidad y acechanzas del demonio. ¡Reprímele Dios! pedimos suplicantes. Y tú ¡oh Príncipe de la milicia celestial!, arroja al infierno con el divino poder a Satanás y a todos los espíritus malignos que andan dispersos por el mundo para la perdición de las almas. Amén. Glorioso San Miguel Arcángel protégenos.”  
Es una oración que fue hecha por el Papa León XIII después de algún tipo de experiencia mística en la que se le dio el Sumo Pontífice a entender que Satanás estaba en un período especial de agresión. Fue entonces que la oración fue creada, y en 1886 León XIII ordenó que se dijera en la conclusión de la misa, lo que se hizo hasta la década fatídica de 1960,cuando un torrente del mal de repente se vierte en el mundo.
En 1964, en la primera oleada de cambios del post-Vaticano II – en lo que se conoce como la Prima Instructio – esta invocación magnífica y potente en que se pide que el arcángel arroje del cielo a Lucifer fue retirada de la Misa rezada en la Iglesia Católica junto con una lectura de un último Evangelio.
Desde ese momento, ¿qué hemos visto? Sacerdotes que han abandonado el sacerdocio. Bancos que quedaron vacios. Y ahora, el escándalo.Toda la sociedad, el cristianismo y en particular el segmento católico, se ha convertido en el foco de desdén en una cultura que se abrió a las legiones infernales. La eliminación de la oración – junto con la eliminación casi total del exorcismo – permite el influjo de mal. En 1972, hablando a raíz del Concilio Vaticano II, el Papa Pablo VI dijo que “el humo de Satanás ha entrado por alguna fisura en el templo de Dios.”
Fue en 1964 que la nueva norma se aprobó, y en 1968 que la nueva liturgia, menos la oración, fue autorizada.
¿Qué más pasó en ese período específico?
Nuestros jóvenes desviados. El coro fue reemplazado por las bandas de rock. Los sacerdotes fueron marginados. Incluso hay canciones dedicadas al diablo sonando en las radios. La televisión sustituyó a la majestad de la religión. Sexo libre. Drogas. Aborto. En lugar de oración pública ahora habíablasfemia pública. En la misma ventana cronológica de la eliminación de la oración de a San Miguel, se levantó la primera Iglesia de Satanás (1966) en los EE.UU. y la Biblia satánica tres años más tarde.
Era en contra de esas cosas que la oración era potente, como era la práctica de la liberación, algo que Jesús les había mandado. La mayoría de los exorcismos fueron sacados de los ritos bautismales, y la Iglesia eliminó la orden menor de “exorcistas” (hombres jóvenes viajaban en el camino al sacerdocio). El exorcismo se hizo raro, al mismo tiempo que el diablo se convirtió en dominante.
Nuestro actual Papa está tratando de frenar esta marea, y al menos en dos ocasiones, en 1982 y el 7 de septiembre de 2000, dirigió personalmente los exorcismos. Estuvo acompañado por el padre Gabriel Amorth, el exorcista oficial de Roma, que dice:
“Creo que fue un error haber eliminado, sin un sustituto adecuado, la oración a San Miguel Arcángel que se solía recitar después de cada misa Estoy convencido de que permitir que el ministerio del exorcismo muera es una deficiencia imperdonable que se ha establecido de lleno en la puerta de los obispos. Cada diócesis debe tener al menos un exorcista en la catedral, y cada parroquia y santuario grande deberían tener uno también. Hoy el exorcista es visto como una rareza, casi imposible de encontrar. Su actividad, por otro lado, tiene un valor pastoral indispensable, tan valiosa como la del predicador, el confesor, y los que administran los sacramentos. La jerarquía católica tiene que hacer una contundente mea culpa. Conozco personalmente a muchos obispos italianos,.. Yo sé de los pocos que han practicado o asistido alguna vez a un exorcismo, y también quienes están bien conscientes de este problema.”
Es hora de traer de vuelta a San Miguel. El mal no puede estar en su presencia, la situación es cada vez mayor grave -. Como se vio el 11 de septiembre cuando el humo del World Trade Center formó una imagen demoníaca.
“San Miguel Arcángel, defiéndenos en la batalla. Se nuestro amparo contra la perversidad y acechanzas del demonio. ¡Reprímele Dios! pedimos suplicantes. Y tú ¡oh Príncipe de la milicia celestial!, arroja al infierno con el divino poder a Satanás y a todos los espíritus malignos que andan dispersos por el mundo para la perdición de las almas. Amén. Glorioso San Miguel Arcángel protégenos.”  
Fuentes: SdeT, Michael H. Brown para Spirit Daily 

lunes, 4 de febrero de 2013

Letanías de San Miguel


Letanías de San Miguel


Kyrie, eleison. Señor, ten piedad.

Christe, eleison. Cristo, ten piedad.

Kyrie, eleison. Señor, ten piedad.

Christe, audi nos. Cristo, óyenos.

Christe, exaudi nos. Cristo, escúchanos.

Pater de caelis Deus, miserere nobis. Dios Padre Celestial, ten misericordia de nosotros.

Fili Redemptor mundi, Deus, miserere nobis. Dios Hijo, Redentor del mundo, ten misericordia de nosotros.

Spiritus Sancte, Deus, miserere nobis. Dios Espíritu Santo, ten misericordia de nosotros.

Sancta Trinitas, unus Deus, miserere nobis. Santa Trinidad, un solo Dios, ten misericordia de nosotros.

Sancta Maria, Regina Angelorum, ora pro nobis. Santa María, Reina de los Ángeles, ruega por nosotros.

Sancte Michael Archangele, ora pro nobis. San Miguel Arcángel, ruega por nosotros.

Sancte Michael, sapientiae divinae fons abundans, ora pro nobis. San Miguel, fuente abundante de la sabiduría divina, ruega por nosotros.

Sancte Michael, divini Verbi adorator perfectissime, ora pro nobis. San Miguel, adorador pefectísimo del Verbo Divino, ruega por nosotros.

Sancte Michael, quem gloria et honore Deus coronavit, ora pro nobis. San Miguel, a quien coronó Dios de gloria y honor, ruega por nosotros.

Sancte Michael, caelestis exercitus princeps potentissime, ora pro nobis. San Miguel, príncipe poderosísimo del ejército celestial, ruega por nosotros.

Sancte Michael, Trinitatis sanctissimae signifer, ora pro nobis. San Miguel, portaestandarte de la Santísima Trinidad, ruega por nosotros.

Sancte Michael, paradisi custos, ora pro nobis. San Miguel, guardián del Paraíso, ruega por nosotros.

Sancte Michael, dux et consolator populi Dei, ora pro nobis. San Miguel, caudillo y consolador del pueblo de Dios.

Sancte Michael, splendor et fortitudo militantis Ecclesiae, ora pro nobis. San Miguel, esplendor y fortaleza de la Iglesia militante, ruega por nosotros.

Sancte Michael, confortator purgantis Ecclesiae, ora pro nobis. San Miguel, confortador de la Iglesia purgante, ruega por nosotros.

Sancte Michael, honor et gaudium triumphantis Ecclesiae, ora pro nobis. San Miguel, honor y gozo de la Iglesia triunfante, ruega por nosotros.

Sancte Michael, lumen Angelorum, ora pro nobis. San Miguel, lumbrera de los Ángeles, ruega por nosotros.

Sancte Michael, praesidium orthodoxi populi, ora pro nobis. San Miguel, asilo del pueblo ortodoxo, ruega por nosotros.

Sancte Michael, sub signo Crucis militantium fortitudo, ora pro nobis. San Miguel, fortaleza de los que militan bajo el signo de la Cruz, ruega por nosotros.

Sancte Michael, lux et spes animarum in agone mortis, ora pro nobis. San Miguel, luz y esperanza de las almas que están en agonía, ruega por nosotros.

Sancte Michael, auxilium tutissimum, ora pro nobis. San Miguel, auxilio segurísimo, ruega por nosotros.

Sancte Michael, in adversitatibus nostris adiutorium, ora pro nobis. San Miguel, ayuda en nuestras adversidades, ruega por nosotros.

Sancte Michael, aeternarum sententiarum proclamator, ora pro nobis. San Miguel, proclamador de las sentencias eternas, ruega por nosotros.

Sancte Michael, consolator animarum in purgatorio languentium, ora pro nobis. San Miguel, consolador de las almas del Purgatorio, ruega por nosotros.

Sancte Michael, animas electorum post mortem suscipiens, ora pro nobis. San Miguel, que recibes las almas de los elegidos cuando mueren, ruega por nosotros.

Sancte Michael, princeps noster, ora pro nobis. San Miguel, nuestro príncipe, ruega por nosotros.

Sancte Michael, defensor noster, ora pro nobis. San Miguel, defensor nuestro, ruega por nosotros.

Agnus Dei, qui tollis peccata mundi, parce nobis, Domine. Cordero de Dios, que quitas los pecados del mundo, perdónanos, Señor.

Agnus Dei, qui tollis peccata mundi, exaudi nos, Domine. Cordero de Dios, que quitas los pecados del mundo, escúchanos, Señor.

Agnus Dei, qui tollis peccata mundi, miserere nobis. Cordero de Dios, que quitas los pecados del mundo, ten misericordia de nosotros.


V. Ora pro nobis, Sancte Michael Archangele. Ruega por nosotros, San Miguel Arcángel.

R. Ut digni efficiamur promissionibus Christi. Para que seamos dignos de las promesas de Cristo.


Oremus. Domine Iesu Christe, benedictione perpetua sanctifica nos, et concede, per intercessionem sancti Michaelis illam sapientiam quae doceat nos thesaurizare thesaurum in caelis, et pro temporalibus, aeterna bona eligere. Qui vivis et regnas in saecula saeculorum. R. Amen

Oremos. Señor Jesucristo, santifícanos con tu perpetua bendición y concédenos por intercesión de San Miguel aquella sabiduría que nos enseñe a acumular tesoros en el cielo y, en las cosas temporales, elegir los bienes eternos. Que vives y reinas por los siglos de los siglos, R. Amén.